JAVIER OVALLE

SOCIO FUNDADOR

Fario Maullin.jpg

Me crié en Puerto Varas y tuve la suerte de conocer la pesca desde muy chico, junto a mi padre. Producto de esa pasión heredada y compartida, pasé mi infancia pescando los ríos de la zona.

Lo que más me gusta de la pesca es que siempre involucra un paseo. No es un deporte que hago durante 20 minutos, después me cambio de ropa y vuelvo a mi rutina. Ir a pescar significa desconectarse del celular y de la pega, para hacerse cargo de otro desafío, uno mucho más primitivo y elemental: lograr que algún pez muerda tu mosca.

 Soy Ingeniero UC y he tenido la oportunidad de trabajar en distintas industrias, buscando siempre la forma de hacer un aporte al medio ambiente, a través de proyectos como Parque Huishue y La Reserva de Frutillar.

En Escuela Fario vemos la pesca con mosca como un excelente vehículo para acercar a la gente a los ríos, y de esa forma, sumar fuerzas para que se conserven en buen estado. Vivimos en un país con un potencial aún inexplorado en torno a la pesca con mosca, y es nuestra responsabilidad cuidarlo para que se conserve en buen estado.